Cómo hacer alcachofas en escabeche

Cena rapida de Cómo hacer alcachofas en escabeche para doomies.

El escabeche siempre ha sido un método de conservación muy utilizado, sobre todo en otros tiempos cuando tenias mucho de un alimento y deseabas conservarlo de forma muy simple y casera. Actualmente ya no se utiliza este método como tal, pero si que se sigue preparando ya que es una forma inmejorable y sobre todo muy sabrosa de preparar ciertos comestibles.

Para muestra de lo que te digo en esta ocasión te recomiendo unas alcachofas en escabeche, una receta que te aseguro que no debes dejar de probar, ya que es una exquisitez. El escabeche que que he empleado en esta receta es muy suave ya que no lleva mucho vinagre, con lo que pero que una receta tradicional de escabeche son unas alcachofas en salsa sabrosísimas.

Yo he usado alcachofas tiernas, con lo que el tiempo de cocción ha sido relativamente corto, unos quince minutos, pero este tiempo puede cambiar si empleas alcachofas un poco granadas. Otra cosa es que puedes dejar el tallo o lo puedes recortar, como prefieras.

Ahora puedes ver la vídeo receta paso a paso, de esta forma vas a poder ver como quedan y como se hacen. Recuerda visitar mi canal y subscribirte a mi canal de youtube recetas tradicionales, para ver esta y muchas otras recetas simples.

INGREDIENTES

  • 1500 g de alcachofas (13 alcachofas aprox)
  • 2 Cebolla medianas
  • 6 Dientes de ajo 
  • 3 Hojas de laurel
  • 200 ml de vino blanco
  • 80 ml de vinagre de vino
  • 500 ml de agua
  • 1 Cda sopera de pimentón rojo dulce (paprika)
  • Sal y pimienta molida al gusto
  • 100 ml de aceite para el escabeche
  • Harina de trigo para rebozar
  • Abundante aceite para freír

(4 personas)

ELABORACIÓN

Pela y corta las partes duras de las alcachofas.

Corta la punta de los tallos y los pelas también.

Corta la punta de las alcachofas y las partes por la mitad.

Las vas poniendo en un bol con abundante agua y unos trozos de limón a fin de que no se oxiden.

Cuando las tengas todas pon una sartén a fuego medio y echa abundante aceite para freír.

Mientras que se calienta saca las alcachofas del bol, las pones en una bandeja sobre papel absorbente y las secas bien.

Rebózalas en harina de trigo, procura que queden bien cubiertas por la harina.

Cuando el aceite esté caliente vas poniendo las alcachofas rebozadas a freír.

Fríelas unos dos minutos por cada lado.

Cuando estén doradas las sacas de la sartén y las pones en una bandeja sobre papel absorbente.

Sigue friendo el resto de las alcachofas hasta el momento en que las tengas todas y cada una.

Reserva las alcachofas fritas.

Pon una cazuela a fuego medio y echa los 100 ml de aceite.

Mientras se calienta haz un corte a los ajos sin mondar.

Pela y corta las cebolla en juliana, mas no finísima.

Cuando el aceite esté caliente echa la cebolla, los ajos y las hojas de lauro en la cazuela.

Echa pimienta molida al gusto y un tanto de sal.

Sofríelo unos 7 minutos hasta el momento en que la cebolla empiece a estar dorada.

Añade el pimentón colorado dulce (paprika) y lo sofríes unos pocos segundos.

Vierte enseguida el vino blanco y el vinagre de vino.

Lo remueves un poco y agrega las alcachofas que habías reservado.

Vierte el agua en la cazuela y echa sal al gusto.

Remueve la cazuela a fin de que las alcachofas se repartan y queden cubiertas por la salsa.

Deja que se cocina a lo largo de quince minutos más o menos a fuego medio y removiendo en ocasiones.

Pasados los 15 minutos lo pruebas de sal y corrige si hace falta.

Saca la cazuela del fuego.

Ya las puedes servir.