Plato de Rabo de toro guisado

Saludable Rabo de toro guisado de forma rapida.


Es una de las recetas más clásicas de la cocina española: rabo de toro guisado. Es cierto que habitualmente, lo que hallamos es rabo de ternera en nuestras carnicerías. Pero en épocas de corridas de toros (tan polémicas ahora), sí hay carnicerías que ofrecen la carne de lidia. De todas formas, con rabo de ternera asimismo está exquisito este guiso y lo podemos disfrutar con más frecuencia. Eso sí: solicitarle al carnicero que os los trocee. No procurarlo vosotros en casa porque son huesos muy duro, que hace falta la profesionalidad de nuestro carnicero de confianza para trocearlos seguramente.

Este guiso es de los que ganan de la noche a la mañana. El hacerlo en olla exprés, nos va adelantar mucho el trabajo. En cazuela tradicional, precisaríamos al menos 2h de tiempo. El acompañamiento tradicional, son unas patatas fritas cortadas gruesamente. También se puede acompañar con arroz cocido, o si deseáis una guarnición más moderna, el arroz de guarnición que es mezcla de arroz salvaje, integral y largo y asimismo queda realmente bien con este plato.

Ingredientes para 4-6 personas:

-1kg de rabo de toro, o en su defecto, de ternera

– 1 cebolla mediana

– 1 pimiento verde

– Un trozo de pimiento rojo

– 2 – tres tomates maduros, o bien un tanto de tomate frito casero.

– ½ cabeza de ajos

– 1 zanahoria

– Aceite de oliva virgen extra

– 1 vaso de vino de calidad

– Harina para rebozar

– Sal

– Especias al gusto: laurel, pimienta molida, clavos de fragancia, romero y tomillo (mejor si podemos conseguir alguna rama, en vez de las hojas secas).

Preparación:

– Salpimentamos los pedazos de rabo y los pasamos por harina, quitando el exceso. Es solo una pequeña capa para que no pierdan las formas durante la cocción.

– En la olla exprés, ponemos un fondo de aceite de oliva virgen extra. Doramos los trozos de rabo (sólo sellarlos) así como la media cabeza de ajos. Los vamos sacando conforme se doren y reservamos.

– En ese aceite, hacemos el fondo de la salsa. En casa agrada la salsa pasada por el pasapuré, toda ligada. Yo corté toda la verdura en pedazos grandes por lo mismo. Pero si os agrada encontraros los trozos, lo hacéis más menudo. Comenzamos a rehogar la cebolla hasta el momento en que esté blandita. Seguimos con los pimientos y la zanahoria, hasta el momento en que se doren levemente. Agregamos los tomates y dejamos que se sofría todo.

– Añadimos los pedazos de rabo dorados, y la media cabeza de ajos al sofrito. Dejamos que se mezclen los sabores.

– Incorporamos el vaso de vino y dejamos hervir ligeramente. Ponemos las condimentas y tenemos el guiso listo para tapar y cocinar. Tapamos la olla exprés (la tradicional de toda la vida, para ollas veloz consultar los tiempos de cocción), y cuando la válvula suelte vapor, contamos 1h más o menos, a fuego medio.

– Pasado este tiempo, dejamos salir todo el vapor y cuando la olla no tenga presión, la abrimos. Retiramos los trozos de rabo, los ajos, el lauro y las ramas de tomillo y romero. Desmenuzamos la salsa y si queda demasiado líquida, podemos reducir un tanto a fuego vivo.

Poner los pedazos de rabo y dejar metidos en la salsa. Si lo dejaremos reposar, de un día para otro, cuando esté frío, poner en un recipiente hondo, taparlo con largo de cocina y dejar metido en la nevera hasta el momento en que lo vayamos a comer. Si lo vamos a servir por el momento, servir en una fuente plana que sean un poco honda. Poner un tanto de salsa en el fondo y los trozos de rabo encima. Si nos sobra salsa, la podemos servir en una salsera aparte.

– No olvidéis de un buen pan para humedecer la salsa. Buen provecho.

Foto resumen de este plato.

collage